This Is A Custom Widget

This Sliding Bar can be switched on or off in theme options, and can take any widget you throw at it or even fill it with your custom HTML Code. Its perfect for grabbing the attention of your viewers. Choose between 1, 2, 3 or 4 columns, set the background color, widget divider color, activate transparency, a top border or fully disable it on desktop and mobile.

This Is A Custom Widget

This Sliding Bar can be switched on or off in theme options, and can take any widget you throw at it or even fill it with your custom HTML Code. Its perfect for grabbing the attention of your viewers. Choose between 1, 2, 3 or 4 columns, set the background color, widget divider color, activate transparency, a top border or fully disable it on desktop and mobile.

¿Cómo proteger el coche de la sal de la carretera? Te contamos todos los secretos

¿Cómo proteger el coche de la sal de la carretera? Te contamos todos los secretos

Poco a poco se va acercando el frío, y con él la nieve y las heladas. Hoy no te vamos a explicar si son mejores los neumáticos de invierno o las cadenas a la hora de circular por una carretera nevada, sino que vamos a ir con un tema que afecta a prácticamente toda la población: la sal de las carreteras. O mejor dicho, cómo proteger el coche de la sal de la carretera, porque este elemento que nos puede salvar la vida en invierno también nos puede destrozar el coche lentamente.

No, la sal que se tira a las carreteras no es la misma que la tenemos en el salero de la cocina, pero sus propiedades son muy similares. Y aunque muchos ya sabréis qué aplicaciones tiene la sal en nuestra red viaria, vamos a explicarlo para aquellos que no lo sepan o se lo estén preguntando.

¿Por qué echamos sal a las carreteras en invierno?

Mientras que la sal que usamos en casa está refinada y es blanca porque su único propósito es salar y potenciar el sabor de la comida, la sal que se echa en las carreteras tiene un color más oscuro porque está mezclada con otros minerales. Pero, ¿para qué se usa? Pues nada más y nada menos que para evitar la formación de hielo sobre el asfalto.

Seguramente habrás visto alguna vez como pasa una quitanieves que por delante aparta la nieve y por detrás va tirando sal a la carretera. Esto lo hace para evitar que se creen placas de hielo y para ayudar a que la nieve restante (o la que siga cayendo) se deshaga y no llegue a cuajar. Pero también se tira esta sal cuando no hay nieve y simplemente se prevén temperaturas muy frías, por debajo de los 0ºC.

Cómo proteger el coche de la sal de la carretera

El motivo por el cual se usa sal para evitar la aparición de hielo es porque la sal, también conocida como cloruro potásico, está formada por iones de cloro y sodio que reaccionan con las moléculas de agua evitando que se unan entre sí. Y sí, como habrás podido suponer es exactamente esta unión molecular la que provoca la congelación.

Entonces, ¿por qué decimos que la sal puede ser peligrosa?

Entre las muchas y variadas propiedades que tiene la sal nos encontramos con una muy buena, que es la de reducir el punto de congelación del agua, pero también con otra muy mala: es altamente corrosiva. La sal se diluye con el agua de la carretera y cuando nuestros neumáticos la pisan levantan el agua salada que acaba empapando los bajos del coche, la carrocería, la pintura y elementos mecánicos como los frenos, los amortiguadores, el motor o el escape.

Evidentemente todos aquellos conductores que vivan en una ciudad costera y no salgan demasiado de su entorno no deben preocuparse demasiado por este tema, ya que rara vez las calles de estas ciudades se llenan de sal. Pero a los que vivan en zonas montañosas o poblaciones de interior en las que los inviernos son más duros sí que les vendrá bien saber cómo proteger el coche de la sal de la carretera.

¿Cómo proteger el coche de la sal de la carretera?

Los coches nuevos tienen sus materiales impermeabilizados para evitar que el agua (que también genera óxido) los deteriore, pero con el paso del tiempo esta protección se va perdiendo y el hierro o los metales que conforman la carrocería u otros elementos quedan expuestos al agua y a la sal. Así pues lo mejor para proteger el coche de la sal de la carretera sería volver a aplicar esta capa impermeabilizante… pero como eso es prácticamente una utopía, lo mejor es eliminar la sal tanto como sea posible.

Cómo proteger el coche de la sal de la carretera

Para la zona de los bajos del vehículo, que es la más afectada, lo que debemos hacer es limpiar el coche regularmente. ¿Cómo de regularmente? Pues si circulamos cada día por carreteras a las que les han tirado sal, como mínimo debemos limpiar el coche una vez a la semana. Y lo ideal sería hacerlo un par de veces.

Como puedes imaginar, lo más importante en este tipo de lavados es usar agua a presión y centrarse específicamente en la parte baja de la carrocería, así como en zonas conflictivas (pliegues, bisagras, codos y otros sitios donde se puede acumular humedad).

Si no disponemos de manguera de agua a presión en casa siempre podremos acudir a gasolineras o centros de lavado que cuenten con esta herramienta. La forma de hacerlo es simple: deja que el agua a presión empape todas las zonas delicadas que comentábamos al principio, incluso girando las ruedas delanteras para poder acceder mejor a elementos como los amortiguadores o los frenos.

Cómo proteger el coche de la sal de la carretera

Pero esto no es lo único que debemos hacer para proteger el coche de la sal de la carretera, ya que a la propia pintura podremos aplicarle un vinilo protector o incluso una cera que cree una capa repelente al agua. Es más, si podemos aplicar esta cera o protector específico en otros elementos como las llantas o los ejes, ya tendremos respuesta definitiva a la pregunta de Cómo proteger el coche de la sal de la carretera.

2023-11-22T18:28:14+01:00 22 noviembre 2023|Consejos coches de ocasión, Mecánica|

Deje su comentario